Ahorrar electricidad en casa

Consejos para ahorrar en electricidad

En este post vamos a tratar de daros una serie de consejos que os permitirán un ahorro en vuestra factura de la luz. El recibo de la luz supone, cada vez más, un gasto importante para las familias por ello, la necesidad de reducir en las facturas es cada vez mayor. Y es que, en muchas ocasiones, realizamos acciones que conllevan un alto coste y que después, se ven reflejadas en las cifras que tenemos que pagar. Por tanto, cambiar algunos pequeños gestos nos ayudaran a hacer un uso más eficiente y racional de la energía puede contribuir a que ahorremos en nuestras facturas y optimizar el gasto y hacer un consumo responsable.Estos consejos para ahorrar en electricidad os serán bastante útiles.

Ser responsable con nuestro sistema eléctrico es imprescindible, por ello si se avería llama a un electricista de Madrid profesional que le ayude a tener su sistema eléctrico puesto a punto. Si tu sistema eléctrico funciona correctamente se puede reducir también aunque parezca extraño en nuestra factura de la luz.

Se puede tener una mejor idea de qué tipo de ahorro se puede conseguir, si se realiza con antelación un cálculo del consumo actual de electricidad en tu hogar. Simplemente realizando algunas gestiones ante las compañías eléctricas o con cambios de hábitos se puede producir un ahorro en el coste de la energía. Por tanto, estudia las propuestas, elige las que mejor se adapte y aplícala para conseguir el ahorro en electricidad que estás buscando.
Debes de tener en cuenta siempre la climatización de tu casa. En verano cierra las ventanas y baja las persianas en las horas de más calor, y ábrelas cuando refresque. En invierno, aprovecha las horas de sol y bájalas por la noche para evitar pérdidas de calor. Con tan solo diez minutos nos bastan para poder ventilar la casa. Fuente 24horas urgente

El frío excesivo aumenta el consumo de energía. Por su parte, en la calefacción puedes instalar un termostato que te ayude a regular la temperatura y mantener una temperatura constante. Es más eficaz mantener tu casa a una temperatura, que dejar que apagar la calefacción y volver luego a encenderla con temperaturas más altas ya que así consumes más. Pon la temperatura entre 19 y 21º C, para calefacción y entre 23 y 25º C para aire acondicionado, fuera de estos rangos se produce un aumento del consumo entre 6-9%
Mejora los aislamientos de tu vivienda, reducirá tu consumo en aire acondicionado y calefacción.

Únete a alguna cooperativa de energías renovables, podrás tener mejores ofertas que las TUR y además utilizarás energía sostenible.

Busca las mejores ofertas de electricidad con el comparador de ofertas de la CNE

Pásate al mercado libre incluso para clientes domésticos

Utiliza el Autoconsumo fotovoltaico cuando esté regulado

Plantéate acogerte a la tarifa nocturna, esto provocará ciertamente un ahorro, pero también cambiará tus hábitos de consumo.

Examina el etiquetado energético de tus aparatos eléctricos, este etiquetado se engloba en categorías de la A a la G, y nos da información sobre el consumo de energía (la A indica máxima eficiencia).

Es aconsejable que configures tus aparatos con la opción de bajo consumo (ordenador, tv…)
Aprovecha las horas más baratas. Si tienes contratada una tarifa con discriminación horaria, pon los electrodomésticos en las horas de descuento evitando siempre los usos simultáneos. Esta es una buena manera de aprovechar mejor la potencia eléctrica contratada.

Apaga totalmente los equipos. El modo “stand by” también consume energía. Por ello, cuando no estemos usando los aparatos eléctricos, apágalos. Al irte a dormir apaga totalmente tus aparatos eléctricos.
Los electrodomésticos de gas son más eficientes que los eléctricos.

Los televisores de LCD ahorran un 37% de electricidad respecto a los tradicionales
Elige electrodomésticos catalogados como AAA, o como mínimo de clase A+, ya que tienen mayor eficiencia y menor consumo

La luz natural es la mejor luz por lo tanto evita encender las luces durante el día y utilízalas solamente cuando las necesites. Del mismo modo, no dejes nunca luces encendidas y más si no estás en casa.Apaga las luces en habitaciones vacías.

Utiliza bombillas de bajo consumo. Este tipo de bombillas aunque suponen mayor coste al comprarlas luego te permiten ahorrar un 80% de energía y duran 8 veces más. Donde necesites mayor cantidad de luz utiliza tubos fluorescentes.Sustituye las bombillas incandescentes y lámparas fluorescentes por unas de bajo consumo y selecciónalas adecuadamente a tus necesidades.

Los colores claros en paredes y techos nos ayudan a aprovechar mejor la iluminación natural y evitar durante el día tener que usar luz artificial.Instala reguladores de intensidad luminosa para el alumbrado.

En la ducha debes de ducharte en vez de bañarte.La ducha nos permite ahorrar hasta el 75% no solo en energía sino en agua.

Instala cabezales de bajo consumo, grifos mono mando y reductores de caudal. Estos instrumentos colocados en los grifos nos permiten ahorrar hasta un 50% de energía y agua.

Utiliza un temporizador. Colócalo en tu termo y prográmalo a tu gusto para que así, dispongas de agua caliente siempre que quieras evitando dejar correr el agua fría.

En la cocina utiliza un tamaño adecuado de los recipientes. Utiliza recipientes de un diámetro un poco mayor que el tamaño del disco ya que si son de una superficie menor se producen pérdidas de energía en forma de calor. Apaga la placa de la cocina unos 5 minutos antes de retirar el recipiente, o 3 si es vitrocerámica.

Es esencial que sigas estos consejos para poder ahorrar en tu factura de luz. En los tiempos actuales de crisis económica y energética la gente se pregunta cómo ahorrar. A demás los recientes aumentos del coste de la electricidad han supuesto en los últimos años un incremento de más del 40%, haciendo que el objetivo de ahorrar en la factura eléctrica se a algo que cualquier economía doméstica intenta conseguir. El ahorro en electricidad en el hogar proporcionado por las anteriores medidas es difícil de cuantificar porque depende totalmente de las condiciones y equipos disponibles y de la inversión efectuada, pero según estudios realizados por agencias energéticas y organizaciones del sector eléctrico, si se aplican al menos 3 de las anteriores medidas se puede conseguir un ahorro de hasta el 20% en la factura de la luz. La aplicación de parte o la totalidad de estas medidas supone un avance hacia una economía sostenible por lo que suponen un beneficio para todos.

¿Qué vas a necesitar?